¿QUÉ VAS A SER CUANDO TE JUBILES?

La jubilación es una etapa más dentro del proceso vital que si se pretende gestionar con serenidad, debe empezar a planificarse años antes de abandonar el puesto de trabajo. De hecho está condicionada por todas aquellas elecciones que realizamos a lo largo de nuestra vida y por las situaciones en las que nos vemos envueltos.

Parece existir una coincidencia generalizada en que la jubilación marca un momento trascendente para la vida de una persona y un cambio cualitativo que le afecta en todos los niveles. A partir de este momento, su vida ya no se organiza a través del trabajo, sino del tiempo libre. Dos de los aspectos más significativos en esta etapa son: la disminución del nivel de ingresos, que en algunos casos puede hacer que los jubilados tengan que depender de los descendientes o de otras personas o instituciones, y que el individuo, al jubilarse, siente que ha perdido ya su función social. Se presenta además una importante paradoja: por un lado el jubilado pasa a disponer de un gran bien que es el tiempo libre, del que carecía en su vida activa, sin embargo puede no estar preparado para disponer de ese tiempo.

Planes-para-jubilación-jubilado-activo-memoactiva-recurso-atención-domiciliaria-ferrolterra-coruña-gerontología-psicologíaEn la sociedad actual, a las personas se nos sigue educando para trabajar y competir y se nos enseña muy poco a disfrutar del ocio y el tiempo libre, por lo que no es de extrañar que muchos individuos que están viviendo su jubilación la perciban como un contexto vacío, más propicio para el aburrimiento que para otra cosa, lo que puede originar consecuencias negativas en la persona como depresión, aislamiento y sentimientos de inutilidad.

Afortunadamente, los avances socio-sanitarios de las últimas décadas han tenido como consecuencia que la gente llegue a la edad de jubilación con plenas facultades, lo que facilita el poder afrontar esta etapa de una manera activa, tomando conciencia de que los jubilados desempeñan un papel importante en la sociedad, que son útiles y que tienen ilusiones por cumplir.

El enfrentarnos al momento de la jubilación, sin habernos preocupado hasta entonces de su planificación, dificulta enormemente el poder llegar a alcanzar nuestros objetivos tal y como nos los hayamos planteado. En este sentido, los Programas de Preparación para la Jubilación (PPJ) funcionan como una valiosa herramienta de información y formación que tiene como  objetivo orientar al trabajador para que tome consciencia de los cambios físicos,  psicológicos, económicos y sociales que llegarán con la jubilación y pueda organizarse en consecuencia. Aunque no existe duda del gran valor de los PPJ, son muy pocos los trabajadores que hoy en día se adhieren a estos programas, con lo que es muy posible que disminuya su calidad de vida y aumenten sus costes sociales.

Aunque la actitud más o menos favorable hacia la jubilación parece depender de múltiples factores como la edad, la vida laboral desarrollada, la situación familiar y las características de cada persona, el elemento determinante es la  valoración que hace el sujeto de este proceso así como la actitud con que se enfrenta a la misma. De ahí lo fundamental de conseguir una visión positiva de la jubilación, a través de la planificación, la información y la estimulación, lo que ayudará a descubrir los valores positivos de esta nueva etapa vital.

MemoActiva tiene el objetivo de ayudar a que el momento de la jubilación sea un tiempo para vivir, una gran oportunidad en la que seguir descubriendo cosas que motiven e ilusionen a aquellas personas que vayan a iniciar la etapa de la jubilación. Como recurso de atención domiciliaria, MemoActiva diseña Planes de Jubilación individualizados y específicos para cada persona, con la intención de que el tiempo libre de los  se convierta en tiempo de vitalidad personal.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *